Zonisamida

Zonisamida medicamento

El zonegran (Zonisamida) es un fármaco anticonvulsivo clasifican químicamente como una sulfonamida y sin relación con otros agentes anticonvulsivos. El ingrediente activo es zonisamida, 1,2-bencisoxazol-3-metanosulfonamida. La fórmula empírica es C 8 H 8 N 2 O 3 S con un peso molecular de 212.23. La zonisamida es un polvo blanco, pKa = 10.2, y es moderadamente soluble en agua (0.80 mg / mL) y 0.1 N HCl (0.50 mg / mL).
Zonegran se suministra para administración oral en forma de cápsulas que contienen 25 mg o 100 mg de zonisamida.
Cada cápsula de 25 mg contiene la cantidad indicada de zonisamida más los siguientes ingredientes inactivos: celulosa microcristalina, aceite vegetal hidrogenado, lauril sulfato de sodio, gelatina y dióxido de titanio.
Cada cápsula de 100 mg contiene la cantidad indicada de zonisamida más los siguientes ingredientes inactivos: celulosa microcristalina, aceite vegetal hidrogenado, lauril sulfato de sodio, gelatina, dióxido de titanio.

Efectos secundarios

Busque atención médica de emergencia si tiene alguno de estos síntomas de una reacción alérgica: cualquier tipo de erupción cutánea; urticaria; respiración dificultosa; hinchazón de su cara, labios, lengua o garganta.
Informe cualquier síntoma nuevo o que empeore a su médico, como: cambios de humor o comportamiento, ansiedad, ataques de pánico, problemas para dormir o si se siente impulsivo, irritable, agitado, hostil, agresivo, inquieto, hiperactivo (mental o físicamente), más deprimido, o tiene pensamientos sobre suicidio o lastimarse.

Indicaciones

Zonegran está indicado como terapia adyuvante en el tratamiento de las crisis parciales en adultos con epilepsia.

Dosificación y administración

ZONEGRAN (zonisamida) se recomienda como terapia adjunta para el tratamiento de las crisis parciales en adultos. No se ha establecido la seguridad y eficacia en pacientes pediátricos menores de 16 años. ZONEGRAN debe administrarse una o dos veces al día, usando cápsulas de 25 mg o 100 mg. ZONEGRAN se administra por vía oral y se puede tomar con o sin alimentos. Las cápsulas deben tragarse enteras.

Adultos mayores de 16 años

El prescriptor debe tener en cuenta que, debido a la vida media prolongada de la zonisamida, pueden requerirse hasta dos semanas para alcanzar los niveles de estado estable al alcanzar una dosis estable o después de ajustar la dosis. Aunque el régimen descrito a continuación es uno que se ha demostrado que es tolerado, el prescriptor puede desear prolongar la duración del tratamiento en las dosis más bajas con el fin de evaluar completamente los efectos de la zonisamida en estado estacionario, teniendo en cuenta que muchos de los efectos secundarios de zonisamida son más frecuentes en dosis de 300 mg por día y más. Aunque hay alguna evidencia de una mayor respuesta en dosis superiores a 100-200 mg / día, el aumento parece pequeño y no se han realizado estudios formales de respuesta a la dosis.
La dosis inicial de zonegran debe ser de 100 mg diarios. Después de dos semanas, la dosis puede aumentarse a 200 mg / día durante al menos dos semanas. Se puede aumentar a 300 mg / día y 400 mg / día, con la dosis estable durante al menos dos semanas para lograr un estado estable en cada nivel. La evidencia de ensayos controlados sugiere que las dosis de ZONEGRAN de 100-600 mg / día son efectivas, pero no hay ninguna sugerencia de aumento de la respuesta por encima de 400 mg / día. Existe poca experiencia con dosis superiores a 600 mg / día.

Pacientes con enfermedad renal o hepática

Debido a que la zonisamida se metaboliza en el hígado y se excreta por los riñones, los pacientes con enfermedad renal o hepática deben tratarse con precaución y pueden requerir una titulación más lenta y un control más frecuente.



Temas relacionados :

Topiramato
Topotecan
Torsemida
Tramadol
Trimetobenzamida
Ursodiol
Valacyclovir
Valsartan
Vancomicina
Vardenafil
Vareniclina
Venlafaxina
Zolmitriptan
Zolpidem
Zometa vial
Zonisamida
Codeina
Fenilefrina
Fenitoina
Fentermina
Lidocaina
Remedios para el sarampion
Remedios para la rinitis
Remedios para la neumonia
Remedios para la laringitis
Remedios para el melanoma
Remedios para la hipertension ocular
Remedios para la giardiasis
Remedios para fistula anal
Remedios para la escoliosis
Remedios para la enfermedad de los Legionarios
Remedios para el ebola
Remedios para la disfuncion erectil
Remedios para la demencia
Remedios para el acne
Remedios para la abrasion corneal
Vitamina A
Penicilina
Metformina
Litio
Insulina
Ibuprofeno
Hormona del crecimiento
Eprosartan
Diazepam
Desipramina
Clotrimazol
Butorfanol
Anfetamina
Alprazolam
Acetaminofen

Comentarios

Entradas populares de este blog

Aciclovir

Adapaleno

Insulina